Queridas hermanas, queridos hermanos:

Con un saludo fraterno comparto con ustedes, integrantes de la Asociación de Universidades confiadas a la Compañía de Jesús en América Latina (AUSJAL), el dolor por la partida del P. Adolfo Nicolás. Sin embargo es mayor la fe y la gratitud por su vida vinculada a la nuestra de manera directa durante su servicio como Prepósito General de la Compañía de Jesús.

Con ocasión del futuro deseado para las universidades el padre Nicolás escribió, al referirse al espíritu de fe, una invitación que adquiere relevancia a la luz de la historia que hoy hacemos: “la fe nos invita a superar los miedos que son inherentes a nuestra condición humana: el miedo, al dolor, a la enfermedad, a la inseguridad, a la pobreza, a la soledad”.

Que esta fe, impulsora de la utilitas, la justitia y la humanitas, presente también en el testimonio de calidez, bondad y alegría del padre Nicolás, nos lleve a profundizar la identidad, la misión y el liderazgo de nuestras universidades en medio de la incertidumbre de estos tiempos.

Luis Arriaga Valenzuela, SJ
Presidente de AUSJAL.

facebook
twitter
YouTube